Servicio de Aguas


El problema del agua
Fotografía de autor desconocido perteneciente al
 Archivo del Centro Excursionista de Cataluña, 1897


No son muchas las fotografías decimonónicas que vuelven la espalda a la ciudad y a sus esbeltas torres y muestran la, mucho menos urbana, orilla izquierda del Tormes y su Arrabal a la salida del puente romano. En la imagen echamos de menos el caserón, vivienda y farmacia, propiedad de D. Heliodoro Díez que diseñó D. Cecilio González Domingo en 1903 y que hoy continúa sirviendo de avanzadilla al castizo barrio trastormesino. La fotografía es, por tanto, anterior a ese año. Además, la afinidad con las otras fotografías que acompañan a esta imagen en el archivo fotográfico del Centro Excursionista de Cataluña, que presumiblemente corresponden al mismo y desconocido autor e idéntica fecha, nos permite datarla, con cierta seguridad, en el verano de 1897.

Efectivamente, parece que la "seca" ha llegado a la ciudad y el caprichoso caudal de nuestro río, en otros momentos turbulento, aparece muy mermado. En los años de gran sequía prácticamente desaparecía, convirtiendo sus aguas en un líquido poco claro, turbio, revuelto con fango, que nuestros paisanos conocían como la "turbia" y que perjudicaba seriamente al nuevo servicio de abastecimiento de agua que desde 1875 elevaba el agua desde la Aldehuela hasta el depósito de San Mamés (Hoy Museo del Comercio), predecesor del desaparecido depósito de aguas de bomberos. La “normalización” del cauce del Tormes no se consiguió hasta la apertura del embalse de Santa Teresa en 1953 y, actualmente, la captación de agua potable para la ciudad y zonas limítrofes se realiza desde el Azud de Villagonzalo, muy pocos kilómetros aguas debajo de Alba de Tormes, aunque su potabilización se efectúa en las instalaciones de la Aldehuela.
La imagen permite comprobar, por el bajo caudal del Tormes, la emergente estructura de la presa de contención o pesquera. A ella parece poder accederse por un muelle de maderos, probablemente instalado provisionalmente para tareas de mantenimiento. La pesquera, cuyo perfil era, y es, el de una V, rompía la corriente de las aguas para aumentar su potencia, cambiar su dirección y conducirlas hasta las norias de la aceña del Arrabal, en la orilla izquierda, y la de la fábrica de harinas El Sur, heredera de la aceña del Muradal, cuyo edifico es visible a la derecha. En condiciones de caudal abundante, el agua produce un característico, suave y continuo rumor al rebasar el alto de la pesquera y precipitarse al cauce: la música del entorno.

En ese estrecho canal de conducción que las condiciones estivales generaban, las lavanderas ejercían su ingrato oficio, en verano achicharradas al sol como en invierno ateridas de frío, tendiendo las ropas recién lavadas a secar al sol en un suelo que en otras épocas del año es lecho del río.

Una cierta mejora en las condiciones de trabajo de las lavanderas, al menos para quien pudiera costearlo, fue precisamente la elevación de aguas desde la Aldehuela, ya que en la inmediaciones de la máquina de vapor que se utilizaba para ello se estableció un lavadero cubierto donde aprovechar el agua caliente generada. Fue inaugurado el 22 de abril de 1888, se encontraba situado en la huerta de San Jerónimo (Mirat) y era propiedad de los señores García Piedra y Mirat.


© C.H. fc 17/03/16 Rev. 01 (12/12/18)








Depósito de Aguas en Campoamor

Depuradora de aguas de la Aldehuela, Guzmán Gombau

Depósito de aguas del Barrio Blanco






las fuentes


La ciudad al contaba en el siglo XVI con tres fuentes dentro de la muralla, en la plaza de Santo Tomé, en la plaza de San Martín y la última junto a la puerta de villamayor (caño mamarón).

A finales de XVIII Salamanca contaba con varias fuentes ubicadas en diferentes sectores de la ciudad, aunque algunos de estos caños estaban inutilizados. Las que se mantenían en servicio eran las situadas en la Plazuela del Mamarón (actualmente Plaza de la Fuente), la denominada fuente de la Taza que estaba en el Campo de San Francisco, la fuente de la Plaza de Santo Tomé, la situada en la Plaza del Carbón y la fuente del Parchito, la única que se encontraba por fuera del recinto amurallado, en las proximidades de la Puerta de Zamora.
Bastante más lejos se encontraba la fuente de los Canónigos, situada en el arrabal del Puente en las proximidades del arroyo del Zurguén, de la que sólo sebeneficiaban arrieros, forasteros y los vecinos de este barrio. En principio con estos caños se cubrían las necesidades de la ciudad, aunque los problemas en la red de distribución, de los que encontramos repetidas referencias en las Actas de Sesiones del Ayuntamiento, determinaron que la falta de suministro fuera una situación muy frecuente.
Junto a estas fuentes, destinadas a cubrir las necesidades de la población, hubo otras construidas con la finalidad de regar los árboles colocados en los nuevos paseos. En esta labor de embellecimiento y ornato de la ciudad destacó el Corregidor Vicente de Saura y Saravia, que para mantener los árboles colocados mandó construir una fuente a la entrada de la Puerta de Zamora. Años más tarde, en 1788, se construyó otra nueva fuente junto al Convento de las Carmelitas, destinada también al riego de los árboles del paseo.
El agua que llegaba a todas las fuentes procedía de los manantiales de que se surtía Salamanca. Los más importantes se localizaban en el oeste de la ciudad, “por cima de la Huerta llamada de Villasandín” (situada por encima del Convento del Calvario), desde donde era conducida a través de un sistema de cañerías hasta las diferentes fuentes de la ciudad. Esta agua también servía para alimentar el Pozo de San Lázaro, situado en las afueras de la Puerta de Zamora. De este pozo salía una cañería que surtía de agua a las fuentes de la Plaza del Carbón y la de Santo Tomé)

En 1865 solo había cinco fuentes con pilones y adornos: Plaza Mayor, plaza de la Verdura, plaza de los Bandos, parque San Francisco y plaza de Anaya) y 6 fuentes de vencidad.





Desarrollo urbanistico de Salamanca en el siglo XX D. Senabre  pag 29
El Depósito Elevado de Aguas de Salamanca. Asociación “Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio”
SALAMANCA: PERSONALIDAD GEOGRAFICA DE UNA CIUDAD, ANGEL CABO ALONSO pag 21.
Orígenes del servicio municipal de limpieza de Salamanca . Angel Vaca


1.Cuerpo principal de la galeria de captación y deposito subterráneos de agua en la Universidad Pontificia
2 Cuerpo secundario de la galería y depósito subterráneos de agua en la Universidad Pontificia
3 Viaje de agua o esgueva que discurre debajo de los edificios de la acera derecha de la Gran Vía
4 Depósito subterráneo de agua en el Carmen de Abajo


El colector de Sabadell. Fotografía de Guzmán Gombau


situación del alcantarillado en 1905
El Adelanto : Diario político de Salamanca Epoca 2.ª Año XXI Número 6532 - 1905 agosto 8
1910
El Adelanto : Diario político de Salamanca Año XXVI Número 7930 - 1910 abril 22